Los días de lluvia son días raros, unas veces nos ponemos nostálgicos y otros nos gusta darle color y alegría a los cielos grises. En todas las ocasiones, nuestra fiel compañera sigue siendo la música. ¿Te apetecen unas cuantas canciones para uno de esos días lluviosos? Aquí tienes una recopilación que te va a encantar.

Singin’ in the Rain

Es hablar de lluvia y a todos se nos viene a la cabeza el gran clásico de todos los clásicos. Singin’ in the Rain es una canción de 1930 escrita por Arthur Freed y que alcanzó la fama en la famosa escena de Gene Kelly en la película Cantando bajo la lluvia, en la que baila con el paraguas junto a una farola. Los días de lluvia son menos grises con esta canción de fondo. Y si hace falta mojarse los zapatos y saltar sobre los charcos, ¡se salta!

Llueve sobre mojado

Otro clásico, aunque bastante más actual, es Llueve sobre mojado, un tema que popularizaron en 1998 Joaquín Sabina y Fito Páez para el álbum Enemigos Íntimos. Si un día lluvioso necesita un toque rockero y canalla, ésta es la canción que necesitas. Es la mejor manera de que la lluvia y todo lo demás te importen lo justo. Bla bla bla bla bla… 

Lluvia cae

En 1997, Enrique Iglesias incluyó en su álbum Vivir una canción en la que también la lluvia es la protagonista. LLuvia cae es un tema que destila alegría y buen rollo, pero que en realidad habla de un enamoramiento, de esa sensación en la que todo lo demás de la vida te acaba resbalando. Como la lluvia…

Lluvia al corazón

Maná también cantó al amor (o más bien al desamor) a través de la lluvia. Lo hizo con Lluvia al corazón, un tema de 2011 muy rockero que estuvo incluso nominado a los premios Grammy. No es de las canciones más conocidas de la banda mexicana pero mantiene la línea de su característico estilo. Fue el primer single de su disco Drama y luz.

November Rain

November Rain es un tema de Guns N’ Roses del año 1991 que obtuvo el premio de la MTV a la mejor fotografía por su polémico videoclip, en el que las imágenes religiosas se mezclan con las de un concierto del grupo en un teatro. Una vez más, la lluvia es una analogía del amor y de las dificultades que hay que superar para que éste triunfe en una pareja. Es una de las canciones más famosas de la banda estadounidense y se dice que Axl Rose estuvo trabajando en ella como ocho años. Ojo al solo de guitarra porque es de los que emocionan.

personalizado

Umbrella

¿Qué no nos puede faltar en un día de lluvia? Efectivamente, ¡el paraguas! Y aquí nadie luce ese complemento como lo hace Rihanna en Umbrella. Es otro estilo completamente diferente, mezclando R&B y hip hop por si lo que necesitas en un día nublado es algo de marcha en el cuerpo. Y, aunque no sepas inglés, no te costará demasiado pillarle el tono al estribillo. La canción habla de dar protección a tu ser amado cuando lleguen los tiempos tormentosos. Mira que da de sí la lluvia para hablar del amor…

Ojalá que llueva café

Allá por finales de los ochenta, en 1989 para ser más concretos, Juan Luis Guerra lanzó una de las canciones más conocidas de la música latina, de la que después se han hecho diferentes versiones como la de Rosario Flores, por ejemplo. En esta canción casi resulta extraño que no se esté hablando de amor, aunque se menciona sutilmente. Pero en Ojalá que llueva café es más importante la tierra que las personas. Así que si lo que buscas es levantar el ánimo en un día de lluvia, ¡pide que llueva café!

It’s Raining Men

Otra canción de la que se han hecho muchísimas versiones posteriores, que sirve para animarnos y para bailar sin parar es It’s Raining Men, porque hay quien no necesita que llueva café sino que lluevan hombres. El tema original fue escrito por Paul Jabara y Paul Shaffer en 1979 y grabado por The Weather Girls en 1982. Curiosamente, lo rechazaron artistas de la talla de Diana Ross, Donna Summer, Cher y Barbra Streisand y se debieron arrepentir toda la vida porque es uno de los grandes temazos de la música disco de la historia. Fue un exitazo que en 2001 versionó Geri Halliwell como primer single de su segundo álbum sin las Spice Girls.

Purple Rain

No puede faltar en este ranking Purple Rain, la ‘lluvia púrpura’ que para Prince representaba el fin del mundo. Según él, una lluvia de sangre mezclada con el azul del cielo da lugar a esa atmósfera que describe en la que es una de las grandes canciones de la historia de la música y, por supuesto, de su discografía. Todo un clásico del power ballad, que conjuga rock, pop y gospel. Si en un día de lluvia necesitas espacio para la reflexión, este tema te puede venir como anillo al dedo.

Esta tarde vi llover

Volvemos a las canciones de amor, una de las más conocidas de la música. Esta tarde vi llover es uno de los tesoros que nos dejó Armando Manzanero, un bolero que no es apto para sensibles en días de lluvia porque te puede llegar directo al corazón. Es una canción nostálgica, triste, que habla de una pérdida de un amor y que conmueve a cualquiera. El tema se publicó en 1990 y parece que nos lleva acompañando toda la vida. Hay versiones de Presuntos Implicados y hasta de Rosario y Lolita Flores.

La gata bajo la lluvia

Hablando de legados musicales inolvidables, una de las canciones más bonitas para un día lluvioso nos lo dejó para el recuerdo la gran Rocío Dúrcal. En su álbum Confidencias, publicado en 1991, incluyó La gata bajo la lluvia, un sencillo que fue número uno en España y en Latinoamérica y que terminó siendo uno de los temas más importantes de toda su carrera musical. Esta balada romántica ya se había incluido antes en la película La blanca paloma, protagonizada por Antonio Banderas en 1989. Por cierto, su autor es Rafael Pérez-Botija, encargado de la mayoría de los temas de ese disco de la cantante madrileña.

Dejar respuesta